Novelda (Alicante)

Otro buen destino para escaparse por tierras alicantinas es Novelda, ciudad de aspecto y trazado moderno a la orilla del río Vinalopó. Su centro urbano está dibujado por la plaza de España, el edificio del ayuntamiento y la parroquia de San Pedro. En las inmediaciones se encuentra el cerro de la Mola, antiguo emplazamiento de la ciudad, donde podremos visitar el santuario de Santa María Magdalena y el castillo de la Mola.


El santuario de Santa María Magdalena comenzó su construcción en 1918, necesitó de tres fases, para dar por terminada la obra en 1946. Construido sobre el terreno de una antigua ermita, fue costeado por los vecinos y trataron de incorporar el estilo modernista catalán, la imagen de la Sagrada familia de Gaudí viene a tu mente cuando te encuentras frente a la fachada principal. Destacan dos torres laterales de 25 metros de altura culminadas por una cruz pétrea, que también se halla en la cúpula y sobre los arcos superiores de la fachada.



Junto al santuario se encuentra el castillo de la Mola, de origen islámico, fue construido a finales del siglo XII. Su planta es poligonal con ocho cubos cuadrangulares en saliente, de los que actualmente sólo quedan cuatro, dos de ellos enmascarados.


Con una torre cuadrada en su interior, en la actualidad desmochada y una torre de forma triangular equilátera, de 15 metros de lado, el castillo de la Mola es un caso insólito en los castillos españoles.



De vuelta al casco urbano, nos dirigimos a la calle Mayor y plaza de San Vicente, donde se encuentran las casas modernistas. Construidas por la alta burguesía que se dedicó al comercio del vino, una de ellas se ha transformado en el Museo Modernista y acoge una importante muestra de carteles de la época.

Es una de las viviendas mejor conservadas en la que se encuentra con mayor esplendor la decoración propiamente modernista. Se compone de planta baja y dos pisos, destaca una excelente obra de enrejados en ventanas y balcones, pero es en su interior donde se desarrollan con toda su opulencia los elementos propios del modernismo: madera tallada, cristales, estucos, pinturas de techos y murales, mármoles, muebles de época, etc, destacando por su singular belleza la escalera y el patio rodeado de columnas de mármol blanco.


De obligada visita también son el edificio del ayuntamiento, con una bonito pórtico de doble arco, y la parroquia de San Pedro, de características barrocas, se empezó a construir en 1553, ha sido restaurada en 1740, ampliada en 1742 con la capilla de la Aurora y construyendo un nuevo campanario en 1910.



A poco mas de media hora en coche podemos acercarnos a Biar y visitar otro interesante destino alicantino con un bonito castillo.


Ver mapa más grande

2 comentarios:

  1. Me encanta este sitio, miles de veces he pasado delante de esta localidad para ir a Alicante y jamás pensé que podía encontrar algo tan interesante.
    Gracias por mostrarnos sitios tan fantásticos, que tengas suerte con tu página porque está muy bien montada y los destinos que propones son geniales.
    Te invito a que te pases por mietereomausoleo.blogspot.com.es , un blog de variedades en el que participo con mi sección del Rincón Turístico. Estamos empezando pero espero que te guste.
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti y a la gente que entráis en Escapadas Ibéricas y os apuntáis algún destino para visitar. Ese es el objetivo de este blog...

      Saludos.

      Eliminar